enero 19, 2008

Ayer parti de regreso a Lima desde Guayaquil y esta tarde llegue sano y salvo. El viaje de regreso fue mas inspirador de lo que pude imaginar, pude contemplar la tupida vegetación del Ecuador, sus largas plantaciones de platano, sus montañas llenas de arboles, sus rios, luego en Peru me recibio el litoral peruano, la grandeza del mar y el sol cubriendolo suavemente al atardecer. La contemplacion de la naturaleza nos lleva de cerca a la contemplación del creador y creo que entonces la adoración surge de manera profunda y natural. Dios de la creación. Apenas bajé del autobus con el tiempo suficiente para llegar a la Iglesia y subir a dirigir la alabanza. Podria parecer subito y hasta inapropiado el saltar tan rapido de un viaje al culto, sin embargo no lo sentí asi. El viaje entero fue una preparación, medite con mas cuidado en cada palabra que cantaba y ponderé la grandeza de Dios. Creo que nos vendria bien a todos salir un poco mas de la ciudad, entrar en contacto con la creacion y el creador, adorarle luego será muy diferente.


2 comentarios:

macoroco dijo...

hola Francis!, increible el blog... =D soy michael gómez... jeje.. quería dejarte esta canción que encontré, es de Yuri... y no sé..me pareció alucinante xq va mucho con su testimonio... se llama 'María Magdalena'

http://www.youtube.com/watch?v=qoY1mEB9vPQ

ahi está en link para que lo chekes =D
abrazos y bendiciones =D

Vicente R dijo...

Te falto Puerto Pizarro... buena mochileada.. de vez en cuando es bueno la aventura.. sino porque crees que hice lo mismo el diciember?? jajaja... ya iremos a Guayaquil..
y Gracias por chifles.. estaban buenazos..
Vicente

* MRC *