agosto 22, 2008

No hay duda alguna que Abraham Laboriel es uno de los grandes en el mundo de la música, logra que el bajo eléctrico, su instrumento, sea una extensión de el mismo y de su pasión por la música. Hoy tuvimos la oportunidad de apreciarlo en toda su dimensión como persona y músico en una clase maestra organizada por Yamaha y la tienda MusikMarket aqui en la ciudad de Lima. El evento se llevo a cabo en el auditorio del Colegio Markham. El maestro dio inicio y cerró la clase maestra con dos espectaculares improvisaciones donde demostró todo el nivel técnico que posee y el sentimiento que le aporta a la música.
Entre sus consejos cabe destacar la importancia de recordar la función del bajo como instrumento de soporte de la banda entera, Laboriel hablaba de ser el "hogar" de los demás en la banda. También reforzó la importancia de mantener la función armónica siendo precisos en los acordes que se tocan. Llamó la atención el énfasis que puso en reiteradas oportunidades a saber escuchar, seguir instrucciones de los arreglistas, directores y productores y no anteponer los criterios musicales personales sino mantener la actitud de servicio y seguir las indicaciones de los directores, una muestra más del carácter humilde, en medio de la genialidad, de este tremendo músico. Espero que sus palabras nos ayuden a los músicos que aun en la Iglesia muchas veces anteponemos nuestros "gustos" o "intereses" musicales a lo que realmente se necesita en una pieza musical, cabe recordar aquí el dicho: "menos es mas".
Aquí les dejo algunas fotos de esta maravillosa noche con Abraham Laboriel:



4 comentarios:

Anónimo dijo...

te colaste... no vale..

Francis dijo...

Exacto!!!

Jeremy dijo...

wenaaaaaaa pastor!!! bueno yo tb stoy feliz x los consejos de este maestro tan humilde y de servicio Dios lo bendiga grandemente

Francis dijo...

En efecto, Abraham Laboriel demostro lo que realmente se necesita para ser grande, humildad y vocacion de servicio.
bendiciones

* MRC *